Case study– Quiénes son nuestros traductores especializados en finanzas

Son distintas las etiquetas que aluden a la práctica de la traducción en el ámbito de la economía y los negocios. Por una parte, encontramos las denominaciones de traducción económica (o de traducción de textos económicos) o traducción comercial, que pueden entenderse de manera amplia: traducción en el campo de la economía y los negocios; otras veces se alude a la traducción económica como una práctica algo más restringida, obras que tienen que ver con obras teóricas sobre economía y artículos especializados.

                 El ámbito de traducción con el que, sin lugar a duda, convivimos diariamente es el de textos económicos o comerciales, relacionados con el día a día del mundo de los negocios. Esta especialización está relacionada especialmente con las operaciones comerciales (sitios web comerciales para la promoción de productos y servicios en los mercados internacionales, documentos de pago, avales, documentos de transporte, facturas, etc.), pero también con los documentos que se usan en la comunicación financiera (informes anuales, análisis técnicos y fundamentales bursátiles, documentos bancarios, informes de auditoría, etc.).

              Se trata por tanto de un grupo de documentos que comparten formas y funciones muy similares con una terminología muy restringida y especializada, que no está al alcance de cualquier hablante, aunque sea nativo. Más allá de las peculiaridades de la traducción especializada desde un punto de vista general, la traducción financiera tiene las suyas propias, que requieren a su vez una serie de competencias específicas por parte del traductor profesional. No basta simplemente con conocer la terminología propia del ámbito de las finanzas; también se requieren vastos conocimientos del sector, simplemente para poder entender todo lo que hay que traducir. Tener documentos de comunicación financiera mal traducidos, tendrá un impacto muy negativo, ya que podría ocasionar perdidas de dinero generadas por la transmisión de un mensaje equivocado.

              Por lo tanto, la traducción financiera pertenece al ámbito de la traducción especializada. Si deseas traducir tus documentos financieros a otros idiomas, deberás utilizar hablantes nativos especializados en el ámbito financiero, para garantizar una traducción fiel y profesional.

Aquí en BBLTranslation trabajamos con los mejores profesionales especializados en la traducción financiera, que no tendrán ninguna dificultad en restituir el mensaje con los términos adecuados. Se trata de traductores que además son también expertos en finanzas, ya que tienen formación como, por ejemplo, Master en Finanzas (incluyendo las Finanzas Cuantitativas y los Productos Estructurados), Especialización en Valoración de empresas, Analista de instrumentos financieros.

Nuestros clientes suelen ser despachos de abogados, bancos, notarias, consultoras, auditorías, firmas de asesoramiento fiscal, legal y en transacciones y reestructuraciones a organizaciones nacionales y multinacionales de los varios sectores.

Si eres uno de ellos y buscas a un proveedor especializado y con una sólida experiencia en el sector jurídico y financiero, entonces somos la opción perfecta.

Pídenos un presupuesto sin compromiso y estaremos encantados de atender tu petición.

Imagen de Steve Buissinne en Pixabay

 

 



Deja una respuesta

cinco − dos =